boiron.es

Deporte al aire libre… ¿Preparado para empezar?

Este invierno, ¡queremos que sigas practicando deporte al aire libre! Puedes probar con jogging, bicicleta, patinaje… No olvides que hacer ejercicio es otra forma de cerrar la puerta a la gripe y a los procesos gripales, ¡y de mantenerte fuerte y saludable!

¿Sabías que practicar deporte cuando hay bajas temperaturas hace que quemes una mayor cantidad de calorías? Así es. ¡El cuerpo tiene que quemar más calorías ni más ni menos que para defenderse del frío! Apunta este dato y que la llegada del frío no sea una excusa para dejar de hacer deporte al aire libre.

Sabemos que, a veces, da pereza salir de casa en invierno para realizar actividades deportivas pero ¡son tantos los beneficios que vas a obtener que te animamos a que pruebes! No sólo estarás más sano, sino que lograrás sentirte más feliz, ya que gracias al aire libre y al sol aumentará la producción de endorfinas de tu organismo. Y a más endorfinas, ¡mayor bienestar!

Eso sí antes de ponerte en marcha, deberás tomar algunas precauciones para que, debido al frío, no caigas enfermo. Son muy sencillas, ¡ya verás!

  • Además de salir con ropa deportiva adecuada a la época invernal (prendas térmicas así como cortavientos en los días de temperaturas más bajas), no olvides proteger otras zonas de tu cuerpo más expuestas como garganta, orejas y manos.
  • Mientras practicas ejercicio al aire libre, intenta respirar por la nariz, en lugar de por la boca, de forma que el aire llegue caliente a tus pulmones, evitando así infecciones respiratorias.
  • Para impedir la aparición de contracturas no olvides realizar un buen calentamiento previo a la actividad física (ya que tus músculos también estarán más fríos), hidratarte bien (antes y después del ejercicio) y dosificar el esfuerzo.

¿Y qué pasa con las agujetas?

Éstas aparecen después del ejercicio físico, sobre todo si la práctica de la actividad deportiva es irregular y demasiado prolongada.

¿Cómo las minimizamos?

Realizar estiramientos antes y después, te ayudará a no tenerlas. ¡O a tener menos! Suelen aparecer al día siguiente y pueden durar entre dos y tres días.

Pero si llegan, te contamos algunos trucos para ayudar a que desaparezcan:

  • Tomar un baño caliente (excepto en el caso de personas con problemas de circulación, como las varices).
  • Aplicarte un masaje en los músculos doloridos con una pomada de árnica.
  • Y beber mucha agua para eliminar las toxinas.

¿Entonces qué? ¿Te animas a hacer deporte este invierno? Ya sabes que, gracias al ejercicio y a una alimentación sana y equilibrada, ¡lograrás un estado físico saludable! Y si además te cuidas con homeopatía, ¡potenciarás la salud que llevas dentro y, por tanto, seguirás sumando en salud!

En próximos posts te proponemos más planes e ideas divertidas para que puedas ponerte en forma junto a tu familia, y compartir tiempo de ocio con los tuyos. Por el momento, ¡te dejamos calentando!

0