boiron.es

Durante los meses de frío ¡dale un respiro a la tos!

Seguro que alguna que otra vez te ha tocado padecer las molestias de la tos, ¿a que sí? ¿Sabías que es un mecanismo de defensa de nuestro cuerpo? A través de ella podemos expulsar, por un lado, los microorganismos que entran por las vías respiratorias, y por otro, la mucosidad segregada por los bronquios.

Pero no solo eso. La tos también puede ser una simple reacción a la irritación de las vías respiratorias debido a factores del entorno como el frío, la contaminación, el humo…

De todas formas, si estás con tos ¡préstale atención! ya que puede ser un signo de una afección más seria como asma, alergia, tos ferina o bien un efecto secundario de ciertos medicamentos. Por eso, ante la mínima duda, y siempre en los niños menores de 6 años, acude a tu médico y así te quedarás mucho más tranquilo.

¿Conoces las causas de la tos? A la hora de estar prevenidos, siempre viene bien saber un poco más sobre qué tipos de tos existen y por qué se producen, de modo que podamos tener el tratamiento más adecuado para cada caso.  Venga, ¡toma nota!

  • Las tos seca es irritativa, molesta y a veces dolorosa. Además, no es beneficiosa porque no produce expectoración, es irritante y agotadora. Como ejemplos de sus causas están las infecciones víricas estacionales principalmente (laringitis, traqueobronquitis,…) y los factores del entorno que te contábamos antes (frío, contaminación, humo).
  • La tos blanda se denomina “productiva” debido a que es beneficiosa porque ayuda a expulsar las secreciones de las vías espiratorias. Esta tos debe respetarse porque constituye un reflejo de defensa contra la obstrucción de dichas vías. Las causas de una tos blanda pueden ser bronquitis, complicación de las rinofaringitis, neuropatía…

Como quizás ya sepas, en la práctica la tos evoluciona pasando de una tos seca al principio de la dolencia a una tos blanda posteriormente. Y si te has fijado bien, te habrás dado cuenta de que la tos puede ser blanda por la mañana y seca por la tarde o al revés.

Para que puedas prevenirla y combatirla con armas bien saludables, tenemos para ti un decálogo de la tos con diez recomendaciones que te serán muy útiles. Para empezar, ¡te damos aquí y ahora algunas pistas!: durante los meses de frío protege tu garganta (abrigándote bien la zona del cuello), ventila tu hogar a diario, evita el alcohol (que reseca la mucosa que reviste la garganta) y el tabaco (ya que el humo puede irritarla) y no olvides utilizar los medicamentos homeopáticos BOIRON desde los primeros síntomas. Recuerda que éstos son compatibles con otros tratamientos, aptos para toda la familia (incluso niños y embarazadas), y no se han descrito efectos secundarios relevantes asociados a su toma.

0